Márquez: no me siento preparado para ganar en Austin

En Texas, Marc Márquez logró su primer triunfo en la categoría de las motos pesadas, antes de acumular una tremenda racha de triunfos. De las ocho visitas al Circuito de las Américas (COTA), Márquez se ha impuesto en siete ocasiones, y cuando no lo hizo (2019), fue debido a una caída mientras circulaba al frente del pelotón, con un amplio margen de ventaja.

En otras circunstancias, el español sería el claro candidato para subirse al escalón más alto del podio este domingo. Sin embargo, su realidad ahora mismo no le permite plantearse eso, o al menos eso es lo que afirmó este jueves, en su regreso al paddock.

Márquez reaparece tras no haber corrido en Mandalika y en Argentina, como consecuencia de la brutal caída que sufrida en el warm up del Gran Premio de Indonesia, tras el que se le reprodujeron los problemas de diplopía (visión doble), que ya le llevaron a perderse las dos últimas citas de 2021 (Portugal y Valencia), y que en su día (2011), le impidieron pelear con Stefan Bradl por el título de Moto2.

«Después de Mandalika fue una semana dura. Pero por suerte, la recuperación de la lesión en los ojos fue más rápida. Incluso faltó poco para haber podido estar en Argentina.  Pero, junto a los doctores, decidimos no tomar riesgos», afirmó Márquez, una hora antes de someterse a las pruebas de los servicios médicos del Mundial, que deben darle el visto bueno para subirse a la moto este viernes.

«El fin de semana de Indonesia fue uno de los peores de mi vida, con muchas caídas (cuatro). Ganar aquí es posible, pero no es la forma de encarar el fin de semana, porque, además, no me siento preparado. Antes tengo que recuperar la confianza», subrayó el corredor de Cervera (Lleida), que no tuvo ningún reparo en reconocer el bajón de moral que le provocó esta enésima lesión.

«Son lesiones difíciles. Hace dos semanas no tenía motivación ni para entrenarme; no quería ni venir aquí. Pero la gente de mi alrededor, mi hermano, me ayudaron mucho a volver al gimnasio. Pero si estoy aquí es porque la pasión por correr supera al sufrimiento. Estoy aquí para correr, no para pensar en si puedo caerme», puntualizó el #93.También lee:Fabio Quartararo: puede ser un gran fin de semanaAleix Espargaró quiere seguir dos años más con ApriliaBrad Binder: «Debemos llegar a Europa para confirmar nuestro nivel»Morbidelli: «Hemos salido de muy abajo y hay que dar pequeños pasos»

También te puede interesar